Canelones de carne


 

Los canelones son uno de los platos favorito de mi familia. Su elaboración es fácil, aunque bastante laborioso y requiere un poco de tiempo, pero vale la pena.
Si os decidáis cocinarlo, os recomiendo hacer directamente varias bandejas, se pueden congelar estupendamente, y así tendrás siempre guardado un “as en la manga” para cualquier imprevisto que te surja.
 

Ingredientes

(para 6 – 8 personas)

    El Relleno de carne

  • 1 kg carne picado (mezcla de cerdo y vacuno)
  • 1 pimiento rojo
  • 1 pimiento verde
  • 1 cebolla
  • 3 dientes de ajo
  • 2 cucharadita orégano
  • 1 cucharadita jengibre en polvo
  • 1 cucharadita polvo de cebolla
  • 1 cucharadita polvo de ajo
  • ½ cucharadita pimentón dulce
  • ½ cucharadita de canela
  • 1 lata tomate triturado (400gr)
  • 1 lata tomate concentrado (170gr)
  • ½ vaso de vino blanco
  • 1 cuchara de azúcar



 

Un plato que no puede faltar en tu recetario!

 

    La salsa bechamel:

  • 80gr mantequilla
  • 100 gr harina
  • 4 pizcas de sal
  • Nuez moscada
  • 1 litro de leche
    Para terminar las canelones

  • 3 paquetes de canelones (60uds)
  • Queso rallado para gratinar

 

El relleno de carne

1Lavamos y picamos finamente el pimiento rojo.

2Haremos lo mismo con el pimiento verde.

3Pelamos y picamos la cebolla. Apartamos todo en un cuenco.

4Pelamos con cuidado los tomates…

5…y los troceamos en tacos pequeños. Apartamos en otro cuenco.

6Como último pelamos y picamos los ajos.

7Calentamos la sartén con un poco de aceite e introducimos la carne con unas pizcas de sal. Rehogamos a fugo fuerte unos 5 minutos…

8…hasta que la carne esté ligeramente tostado. Añadimos entonces los pimientos, la cebolla y el ajo picado.

9Dejamos que se refríe todo un poco y añadimos los tomates.

10Agregamos todo los especias (orégano, jengibre, polvo de cebolla y ajo, Pimentón dulce y la canela) y rehogamos unos 15 minutos a fuego medio.

11 Incorporamos entonces el vino blanco…

12…el tomate triturado…

13… y el tomate concentrado. Mezclamos todo bien…

14…y dejamos a fuego medio bajo unos 30 minutos, damos vueltas de vez en cuando.

15Una vez finalizado la cocción, tapamos y apartamos.

 

La salsa bechamel

1 Derretimos la mantequilla a fuego medio. Procuramos que no se queme.

2Mientras se derrite, añadimos ya un poco de sal y la nuez moscada molida.

3Una vez liquida la mantequilla, introducimos poco a poco la harina.

4 Verás que se disuelve muy bien con la grasa. Seguimos añadiendo la harina hasta nos quede una “bola pastosa”.

5Ahora añadiremos un poco de leche. Al principio es preferible hacerlo fuera del fuego dado que con el contacto con la harina, enseguida se pone muy espeso y nos puede formar grumos.

6No vuelvas a ponerlo en el fuego hasta que esté bien mezclado la leche. En cuanto vuelvas a ponerlos en el fuego, no dejes de dar vueltas. Esto es muy importante.

7Repetimos estos pasos varias veces. Añadir un poco de leche, remover sin parar hasta que espese. Poco a poco obtendrá una consistencia más cremosa.

8A medida que la bechamel se vuelve más liquido, podemos añadir la leche en mayores cantidades. Espera siempre hasta que vuelva a burbujear ligeramente antes de añadir más leche.

9Nos debe quedar una bechamel no demasiado espesa. Ten siempre en cuenta que en el horno se pondrá más espeso. Guarda la bechamel hasta su utilización con el cazo tapado.

 

Cocción y montaje final de las canelones

1 Calentamos el agua con unas pizcas de sal y un poco de aceite. Es preferible utilizar una olla que tiene un colador incorporado.

2Una vez que el agua hierve, echamos uno por uno los canelones. Nunca eches más que un paquete para garantizar una cocción correcta.

3Es conveniente mover la pasta con mucha frecuencia, sobre todo al principio para evitar que se peguen las planchas de pasta. El tiempo de cocción depende de las indicaciones del fabricante.

4 Una vez finalizado, sacamos el escurridor y volcamos la pasta en una cazuela preparada con agua fría. Vuelve a introducir el escurridor en la olla y introduce la siguiente tanda de canelones.

5Extendemos sobre la mesa un paño limpio y seco y colocamos encima las planchas de canelones. Antes de rellenarlos, procura que estén bastante secos, esto nos ayudará en la tarea de enrollarlos.

6Mientras se sequen un poco, preparamos la bandeja donde vamos a colocar los canelones rellenos con un poco de aceite. Extiéndelo con la ayuda de una brocha de cocina.

7 Colocamos en medio de la plancha aproximadamente una cucharadita del relleno. Es importante trabajar con limpieza. Cualquier mancha de aceite por los bordes nos va a dificultar formar los rollos.

8Enrollamos las planchas de pasta. Intenta que se haga con firmeza. El rollo se pegará al final. Sin embargo, si la pasta está demasiada húmeda, o manchada se volverá a abrir.

9Colocamos los rollos formados en la bandeja preparada. Seguimos hasta llenar la bandeja.

10Colocamos los 60 canelones en dos pisos.

11Rellenamos los huecos que nos quedan con un poco más de relleno.

12Cubrimos ahora todo con la salsa bechamel.

13 Espolvoreamos con queso rallado para gratinar.

14Introducimos la horno précalentado a 250Cº durante 15 a 20 minutos.

15Servimos en la mesa. ¡Uuupps… se me ha quemado un poco ;)

 

  • Si preparas el relleno el día anterior, ganará en intensidad de sabor. En caso que prepares toda la bandeja de canelones el día de antes, procura dejar la bechamel un poco más liquida.
  • Como indico en el paso a paso, coloco las 60 planchas en dos pisos, asi me cabe todo en una bandeja. Si prefieres solo una capa de canelones utiliza más bandejas.
  • Es probable que os sobre un poco de relleno. Si esto fuera el caso, puedes convertir el resto en salsa bolognesa, simplemente con añadir una lata más de tomate triturado.
  • A la hora de hacer la bechamel, es conveniente usar un batidor de varillas. Eso te ayudará eliminar posibles grumos que se hayan formado.
  • La receta de la salsa bechamel que os he indicado es la forma tradicional de hacerla. Sale muy rica, pero en grandes cantidades cuesta un poco. Si prefieres una manera más sencilla, puedes recurrir a la bechamel a base de maizena (60gr de maizena para 1 litro de leche)
  • En caso que no dispongas de una olla con colador incorporado, retira la pasta cocinada con ayuda de una espumadera, de esta forma puedes seguir usando el agua de cocción para varias tandas de pasta.
Síguenos en: